Filmfilicos blog de cine
Home Filmblog Películas Expediente Warren: El caso de Enfield

Crítica película Expediente Warren: El caso de Enfield

Seas o no una persona que es fan del terror, seguro que si nombro películas como Saw, Insidious o la propia Expediente Warren te suenan. ¿Qué tienen en común además de su popularidad? Que en la dirección de todas ellas está James Wan, uno de los mejores realizadores hoy en día en el género.

Para la continuación de la película de 2013, Expediente Warren, nos presentan uno de los casos más sonados y documentados a los que tuvieron que enfrentarse Ed y Lorraine Warren. Este caso les llevará a Londres, en un breve período de tiempo después de los acontecimientos en Amityville en los que también se vieron involucrados, y harán todo lo posible por ayudar a una familia compuesta por una madre y cuatro hijos que están sufriendo las actividades de unos espíritus en su casa.

Al igual que su predecesora, no inventa la rueda en cuanto a terror se refiere. Todos hemos visto u oído sobre casas encantadas, espíritus malignos, demonios y exorcismos. Pero la película tampoco pretende ofrecerte nada nuevo. Lo que te ofrece es algo muy bien hecho, que sabe a la perfección a que tipo de público se dirige y lo que este le exige a la cinta. Ahí es donde cumple con creces. Aquí queda demostrado que Wan se ha convertido en un nombre a tener en cuenta por sus trabajos anteriores en los que se le ha visto madurar y estar cada vez más cómodo con lo que hace. Es un trabajo cuidado y que hará las delicias de los fans.

Todo está calculado al milímetro: La decoración tanto interior como exterior con la que automáticamente te sientes trasladado a los setenta (música incluida), el vestuario, el atrezzo, y por supuesto, los sustos. No es fácil tener a quien escribe estas líneas con la mano en la boca asustada, y esta película puedo afirmar que lo ha conseguido. El realizador australiano juega con nosotros de una manera magistral a la hora de asustarnos sin necesidad de que haya subidas estridentes de volumen. Con el uso de la luz y la sombra, la profundidad de campo, el sentido del ritmo y la cocción a fuego lento del susto hasta que al final explota de una forma que no te esperabas son elementos suficientes para que nos brinde este gran trabajo. En particular, una de esas criaturas me ha perseguido en mis pesadillas.

Expediente Warren 2

No quiero dejarme en el tintero la labor de los actores. Patrick Wilson y Vera Farmiga como el matrimonio Warren son el corazón de la película y funcionan en los momentos más tiernos como en los más tensos. La familia londinense también está muy bien elegida, en especial Madison Wolfe como Janet, con quien nos toca sufrir más las consecuencias de las presencias en la casa. Y tenemos secundarios, o más bien secundarias muy solventes como Maria Doyle Kennedy o Franka Potente.

Si su primera parte os gustó, es muy probable que esta segunda parte también os guste mucho. Si por el contrario, la primera película no fue lo que esperabais u os decepcionó de una forma u otra, no os recomendaría esta. Personalmente, me ha dejado muy satisfecha y ha superado mis expectativas. James Wan, por favor, sigue haciendo este tipo de cine.

Por último, quisiera agradecer la posibilidad que me brindó el Festival Nocturna de poder ver esta película en su premiere mundial. Espero que las sensaciones que dejó ese día en la sala y que os he intentado transmitir en este texto se den cuando se estrene en nuestro país.

La nota de filmfilicos
Autor
(AKA )
Autobiografía: Estudiante de Comunicación Audiovisual, pero eso es una simple excusa para pasarme el día viendo películas y series como si no hubiese mañana. Y si a eso le sumamos la lectura tenemos el 90% del tiempo pillado. Frase: "Dame una taza de chocolate y una buena historia. No necesito más para ser feliz".

Responder

He leído y acepto la política de privacidad de filmfilicos