Filmfilicos blog de cine
Home Filmblog Películas Fast & Furious: Aún más rápido

Fast & Furious: Aún más rápido (A todo gas 4)

Cuarta entrega de A todo gas y esto cada vez va a peor.

En A todo gas 4, o como empezaron a llamar a la saga de películas en España: Fast & Furious: Aún más rápido, Toretto y O’Connor se reencuentran en Los Ángeles, pero aún con las rencillas del pasado. Pero esta vez tendrán un enemigo común, el narcotraficante mexicano Carlos Braga.

La verdad que comentar esta película va a costar poco de hacer, tan poco como lo que dura la primera escena de la película, donde se ve que han puesto el dinero. Un robo a un camión de gasolina mexicano con Toretto y Letty, Han (el que japonés que salía en la anterior y que en esta película se jubila de la mala vida con Toretto y se vuelve a Tokyo) y Cara (una que pasaba por ahí que parece que es la mujer de este) y Tego y Rico ( Tego Calderón y Don Omar, ojo que no hay actores que tienen que coger a dos cantantes de moda que a lo mejor no tienen ni carnet de conducir), después de eso la nada, bueno y antes, porque el tráiler de gasolina dando vueltas es más falso que un Euro con la cara de Messi.

La película sigue sin tener sentido, como siempre, un supervillano que la CIA o los SWAT se lo cargarían en un momento lo tienen que atrapar un exagente de policía que vuelve a ser agente otra vez pero que a lo mejor se termina la película y no lo es y un mafioso que le gustan mucho los coches, que a cambio de atrapar al villano pide que le quiten los antecedentes y sin firmar nada va el tío y se lo cree.

Entre tanto han matado a Letty en una carrera callejera y Toretto mientras atrapa al villano busca también quien mató a su novia, que al final resulta ser el mismo tío, por lo que una faena menos que tiene que hacer.

Y así toda la película, que sí te atrapo, que si no, que si el malo pone un señuelo, pero luego se saben quién y sin darte cuenta están los dos en México, persiguiendo al malo, con una escena a lo Mad Max, pero con coches de tunning y acabando en los túneles que cruzan los narcotraficantes para ir a Estados Unidos.

Total que al final atrapan al tipo, matan a su secuaz y Toretto a la cárcel (haber estudiao! Hay que firmar los papeles y leer la letra pequeña de las cosas Toretto). Pero como sus amigotes son muy buenos y Brian O’Connor se ha enamorado de su hermana, otra vez, van a salvarlo del furgón que lo lleva a la cárcel y de nuevo se deja lo de ser policía, o no, nunca se sabe a qué malo tendrán que atrapar en la próxima película.

Curiosidades

Cronológicamente antes de esta entrega hay un cortometraje llamado Los Bandoleros, una especie de documental, videoclip y callejeros viajeros de la República Dominicana, que lo único que se destaca es a Vin Diesel hablando dominicano.

Mi calificación

“Toreto y Brian tienen más faena que Los Vengadores y Superman juntos”

¡Hasta la próxima, amiguitos!

Artículos similares

Responder

He leído y acepto la política de privacidad de filmfilicos