Filmfilicos blog de cine
Home Filmblog Películas Marte

Crítica de la película "Marte (The Martian)

Recién salido de ver Marte, lo nuevo de Ridley Scott. Y os puedo adelantar que estoy satisfecho. Amortizados quedan los casi 9 eurazos del Kinépolis. Ha cubierto la necesidad básica y prioritaria con la que salí de casa hoy: entertainment.

La sinopsis, para los pocos que aún no hayan visto el tráiler u ojeado las múltiples ilustraciones de la notable campaña de márketing (mención especial a las preciosas viñetas tipo cómic), cuenta la historia de un tipo (Matt Damon) al que sus compañeros de tripulación, debido a una fuerte tormenta en medio de una expedición en Marte, dan por muerto abandonándolo a su suerte. Con todo lo que eso conlleva. La historia, que por cierto, está basada en la novela de Andy Weir (The Martian) de 2011, es mucho menos trascendental que Interstellar, y a su vez considerablemente más entretenida que Gravity.

 

12049163_904915216262526_7576225255906777609_n

 

Comienza la película y todo lo que en Marte va ocurriendo me mantiene atento. Divertido en mi butaca. Donde disfruto frenéticamente de mis nachos con queso (otros 3 euros) y mi agua (2 más…). Esta especie de Robinson Crusoe moderno que protagoniza el astronauta Mark Watney va resolviendo con optimismo e inteligencia cada una de las infinitas adversidades que va encontrando. Se suceden paralelamente escenas en la Tierra que no me dicen demasiado. Vuelta a Mark en Marte, y de nuevo ritmo. Originalidad. Un poquito de botánica, química, ingeniería… pero todo con sentido. Y vas queriendo que el tipo sobreviva. Y que si llega sano y salvo se tome unas cañas contigo. Más de la Tierra (allí están entre otros Jeff Daniels, Kristen WiigChiwetel Ejiofor buscando la forma de traerlo de vuelta)  y de la tripulación (Jessica Chastain, Kate Mara, Michael Peña…), y más es menos. Tú solo quieres saber de Mark y sus ingeniosas creaciones. Y quitando un par de detalles quizás demasiado inverosímiles (sobre todo al final) y alguna que otra solución “americanada” que proponen, la película funciona.

the-martian-2

A mi parecer, Ridley Scott vuelve aquí, por fin (después del bodrio de Prometheus), a la senda adecuada. Construye una óptima cinta de ciencia-ficción, sin pretender emocionar ni conmover a nadie. Una película de aventuras clásica. Ganamos todos, pues.

A todo esto, a Matt Damon me lo creo siempre. Me produce empatía. Mola cómo se mueve por la pantalla, cómo sonríe, cómo se estremece. Cierto que como dice mi amigo Dani Birras, Hollywood parece obsesionada con perderlo por el universo (Salvar al soldado Ryan, Interstellar y aquí). Pero es siempre un placer encontrarlo y disfrutarlo.

 

Responder

He leído y acepto la política de privacidad de filmfilicos