Filmfilicos blog de cine
Home Filmblog Películas La ladrona de libros

La ladrona de libros

Seguimos hablando de las películas nominadas a los Oscars y hoy me toca hablar de La ladrona de libros, nominada a mejor banda sonora (y no es para menos, pues se encarga en todo momento de transportar al espectador al mundo de miseria, y fantasía, para dejarle el cuerpo lo peor posible, y todo ello sin que su presencia actúe como algo sobrecargado).

La ladrona de libros nominada en los Oscars 2014

Llevándonos por momentos históricos concretos como la Noche de los Cristales Rotos y por otros que pasaban a menudo en el período nazi como las quemas de libros de escritores judíos o de políticas anti-alemanas, la película nos cuenta la historia de Liesel, una pequeña huérfana que es entregada a una familia de acogida a puertas de la Alemania Nazi, la cual, pese a la pobreza y desgracias que les ocurrirán, podrán sobrevivir con alegría gracias al poder de la imaginación de la niña, de la literatura y de las palabras. Ya sólo con esta idea, la película tendría que ganar un premio especial.

Narrada poéticamente y de forma magistral por la Muerte, lo realmente bello de la película es que los libros que coge la niña parecen formar parte de la historia: el primero que aparece en la vida de la protagonista es uno que el espectador no apreciará cuál es hasta que la joven aprenda a leer y lo revele, y el resto de títulos que irá leyendo irán relacionándose con los demás personajes, así como el libro El Hombre Invisible, qué parece haberse escrito expresamente para Max, un judío que se esconde de las tropas nazis en casa de la familia de acogida de la niña.

Ni que decir tiene que se trata de un drama donde se muestra la crueldad del racismo y del nazismo (en varios momentos a través de imágenes de archivo), visto desde los inocentes ojos de la infancia, donde tiene un guión lo suficiente elaborado (aunque no lleve muy bien los tiempos y la película resulte algo larga) como para dejar, muy de vez en cuando, que el espectador respire gracias a momentos divertidos dentro de momentos dramáticos a los que se añade una pincelada de humor.

La ladrona de libros, cuyo título delata una historia que tarda en llegar y aún y así, cuando llega no acaba siendo el mayor interés del argumento, es una película sobre el amor, sobre la amistad, sobre la historia alemana y, sobre todo, sobre la literatura y cómo esta, a partir de sus palabras e historias, puede cambiar el mundo. Bueno, desgraciadamente el pensamiento nazi no lo pudo cambiar, pero en este film vemos de manera maravillosa como las artes como la literatura y la música se convierten en el saber estar de familias que deben esconderse durante largas noches de los bombardeos y de los saqueos que sufre la ciudad (pero también se convierten en recuerdos, tanto agradables como tristes). Una película que nos muestra como en la guerra uno no iba hacia el enemigo si no hacia la muerte. Una historia que atrapará al espectador enseñándole como el dolor y la proximidad de la muerte puede cambiar a un ser humano, volviéndolo más cercano y cariñoso, al hacerle entender todo lo que tiene y que no ha sabido apreciar hasta entonces, y como la palabra nos da la vida. Y el poder.

Oscars 2014 nominada a mejor banda sonora La ladrona de libros

Lo más destacable del film no es su guión, pero sí lo podrían ser sus actuaciones, sus caracterizaciones, su banda sonora (ya nominada) y, por encima de todo, su mensaje. El hecho de que una película trate la literatura como la trata esta ya me parce suficiente para recomendarla, aunque no se trate ni mucho menos de un peliculón.

Y para nombrar lo peor de la película… las explosiones de las bombas. Esos efectos especiales que delatan que el film es americano y no europeo como puede parecer en ocasiones, a pesar de que tiene coproducción alemana y se nota (y se agradece).

Es la humanidad que había detrás del nazismo lo que reluce en la película, y que puede recordar a otros films como La vida es bella. Un tema ya visto en el cine, pero está bien llevado.

1 respuesta en este artículo

Responder

He leído y acepto la política de privacidad de filmfilicos