Filmfilicos blog de cine
Home Filmblog Películas Lazos ardientes

Crítica película Lazos ardientes

En honor al mes del orgullo LGBT, he querido aplicar esa celebración de alguna forma al cine que consumo. Para ello, la película escogida es además el debut en pantalla grande de las hermanas Wachowski, una especie de deuda pendiente. En principio, tenía todas las papeletas para gustarme, y adelanto que me ha dejado muy buenas sensaciones.

Violet es la amante de Caesar, un mafioso dedicado a blanquear dinero. Sin embargo, ella desea alejarse de él. Cuando Corky, una expresidiaria que trabaja como fontanera se muda al piso de al lado, Violet la seduce y ambas acuerdan un plan: robar dos millones de dólares a la mafia y huir.

Primero de todo, me encantaría saber de quién fue la brillante idea de titular así la cinta al castellano. Desde luego, da una falsa idea de lo que trata la película y la hace parecer un título de cine erótico cuando la historia que hay detrás es un ejercicio puro y duro de cine noir. Esto es algo que he encontrado fascinante, pues en la filmografía de las Wachowski el género que más abunda y que creo que mejor dominan es la ciencia ficción. Pero se ve que tengo que reconsiderar mis palabras porque queda demostrado que el suspense lo manejan como verdaderos expertos. Ya desde el primer plano, el manejo de la cámara y del ritmo parece de una persona (o en este caso de dos) que lleva trabajando mucho tiempo.

Lazos ardientes

Técnicamente, las hermanas ya empiezan a juguetear con motivos estéticos que se verían posteriormente en sus films, como el abundante uso de planos cenitales, una violencia muy estilizada y la importancia de las relaciones entre sus personajes. En esto último es donde entra el factor LGBT, pues la relación entre Violet y Corky es el motor que pone en marcha todos los acontecimientos. Y se presenta con muchísima naturalidad, algo que, si a día de hoy para un sector de la población este hecho es novedoso y cuesta presentarlo como algo normal, en la década de los 90 no quiero ni pensar el revuelo que pudo causar.

Sin embargo, he de reconocer un fallo, que una vez se ha visto la película en su totalidad y cuando se echa la vista atrás en retrospectiva no importa tanto, pero la cinta empieza centrándose en la relación y atracción entre las dos mujeres. De este modo, parece que lo que el espectador está viendo es una especie de drama romántico durante los primeros 30 minutos, centrado en presentarlas a ellas dos, sus deseos y sus conflictos. Y a partir de ese punto, la historia abraza el cine noir por completo. Es decir, lo que más puede chirriar es que parecen dos películas en una, pero afortunadamente, una parte no se entiende sin la otra y las dos partes acaban convergiendo de manera más que satisfactoria.

Y qué decir de las actrices, pues las dos están soberbias. Jennifer Tilly al principio parece que no tiene mucho con lo que jugar, pero cuanto más va avanzando el metraje y más capas se le van retirando a su personaje, queda un resultado muy completo. Lo mismo se puede decir de Gina Gershon como Corky, qué manera de derrochar sensualidad e inteligencia a partes iguales. Y mención especial a Joe Pantoliano como Caesar, pues su arco de personaje es predecible pero el actor se vuelca y regala una interpretación memorable.

Lazos ardientes

Como contrapunto, es cierto que las Wachowski  son mejores directoras que guionistas. Celebro que las historias que ellas escriban las puedan controlar hasta el último detalle, pero pecan de no siempre enlazar bien las cosas o de tender a la sobreexplicacion. Y quizá la sobreexplicacion en una película como Matrix lo puedo comprender, pero en este caso con una historia de robos sencilla el explicarlo todo no haga falta.

Pese a sus mínimos defectos, es una película 100% disfrutable que no se hace pesada en ningún momento y mantiene con la intriga hasta el final, con el que es imposible no esbozar una sonrisa.

Artículos similares
Ammonite | Filmfilicos, el blog de cine

Película de animación Smallfoot

Responder

  He leído y acepto la política de privacidad de filmfilicos.com

Información sobre protección de datos

  • Responsable: Rafael Mollá Sanmartin
  • Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios
  • Legitimación: Tu consentimiento
  • Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  • Derechos: Acceso, rectificación, eliminación y olvido.
  • Contacto: contacto@filmfilicos.com.
  • Información adicional en: nuestra política de privacidad.